Programa Jornadas: “25 AÑOS DE TURISMO RURAL EN CANARIAS”

20, 21 y 22 de Julio de 2017 en la isla de La Palma, Canarias

En los últimos 25 años el turismo rural ha sido en Canarias un vector de desarrollo en el medio rural, potenciando la identidad local y promoviendo el uso de múltiples recursos endógenos. El apoyo de políticas europeas, la implicación de la población, de la administración pública y de diversas instancias de desarrollo han contribuido a generar una propuesta turística rural singular, cargada de valor y diferencial. Este desarrollo ha tenido un calado particular en la isla de La Palma incorporándose, tempranamente, a principios de los años noventa del siglo pasado, a su impulso de la mano de la Asociación para el Desarrollo Rural de la Isla de La Palma (ADER-La Palma) y de la Asociación de Turismo Rural Isla Bonita. A través de fondos europeos y nacionales (LEADER y REGIS, entre otros) una vasta red de iniciativas y microemprendimientos turísticos se han ido sucediendo para definir en la actualidad un modelo de experiencia vacacional ampliamente arraigado en la imagen turística de la isla.

En el presente el vertiginoso cambio que experimentan las demandas lleva a repensar estos modelos. Afianzados siempre en los recursos naturales, culturales y sociales del medio rural, y de la capacidad innovadora y creativa de emprendedores activos e ingeniosos, se produce una nueva generación de experiencias híbridas: agroturismo y naturaleza, turismo de bienestar y salud en paisajes terapéuticos, astroturismo rural, turismo spa en casas rurales, turismo slow y alimentación saludable en el campo, etc. Todas ellas experiencias activadas a partir del contacto directo con mujeres y hombres inmersos en el mundo rural, en un gran ejemplo de humanización de la actividad turística sin perder la raíz de la cultura local.

Las jornadas propuestas pretenden identificar las conexiones y capacidades movilizadas para impulsar el turismo rural, pero a su vez indagar hacia donde evoluciona. Se abordará el papel del asociacionismo en el marco de colaboración público-privada, los nuevos hábitos de la demanda, el cambio acontecido con la irrupción de nuevas tecnologías en la promoción y la comercialización, y se mostrarán nuevas propuestas de oferta que pretenden abrirse a nichos de mercado emergentes. La declaración por la ONU de 2017 como el Año Internacional de Turismo Sostenible para el Desarrollo, recuerda y afianza la necesidad de proyectar cambios en el turismo y en la sociedad. La búsqueda de un desarrollo más responsable, armónico y sostenible debe ser también compromiso de un nuevo turismo rural para fortalecer los vínculos con el medio rural y sus gentes, como oportunidad de desarrollo y también como compromiso de transmisión de un legado hacía las generaciones venideras, sin olvidar que tales acciones inciden en la lucha contra el cambio climático.

mas información en: http://25aniversario.islabonita.es/

 

I CONGRESO ACANTUR LA GOMERA 2000

Asociacionismo y Calidad, la diferenciación del turismo rural

Más de 100 propietarios de alojamientos rurales del Archipiélago se reunirán, a partir de hoy, en la Isla para aunar esfuerzos y plantear el futuro del turismo rural en Canarias, en el marco del I Congreso Acantur – La Gomera 2000.

La Asociación Canaria de Turismo Rural (Acantur) aglutina a diferentes colectivos insulares como Atur Isla Bonita (La Palma), Grantural y Turismo Rural de Agüimes (Gran Canaria), Meridiano Cero (El Hierro), y Asociación Tinerfeña de Turismo Rural y CIT Rural Norte de La Gomera. Esta iniciativa, a juicio del presidente de la asociación, Carlos Fernández, «es de vital importancia para el desarrollo común del futuro del turismo rural en aras a brindar a nuestros clientes la máxima calidad en nuestro producto, con una oferta común y diferenciada».

Las ponencias correrán a cargo de entendidos de prestigio en esta materia de ámbito regional y nacional, siendo la primera vez que se celebra en el ámbito de Canarias un encuentro de estas características. Para ello, Acantur ha contado con la financiación del Cabildo de La Gomera y la Asociación Insular de Desarrollo Rural (Aider), además de la colaboración, entre otros, de los ayuntamientos de Agulo, Vallehermoso y Hermigua, Aider Gran Canaria y Parque Nacional de Garajonay.

El presidente de la Asociación Canaria de Turismo Rural, Carlos Fernández, destaca que «esta iniciativa se asienta en tres pilares fundamentales. Por un lado el asociacionismo como vehículo diferenciador de la oferta legal de turismo rural en el Archipiélago, y por otro, el análisis de las nuevas exigencias que en el ámbito de la calidad buscan los clientes de esta modalidad de alojamiento y que contará con ponencias específicas. Por último abordaremos la promoción y comercialización conjunta de la oferta rural del Archipiélago como eje de actuación que permita a las diferentes asociaciones mantener la tutela y el control del mercado».

Para Carlos Fernández, el turismo rural de Canarias está entrando en una etapa decisiva de consolidación como una alternativa imprescindible al turismo convencional, ya que, como aseguró, «cada vez nos encontramos más con que el turista que viene al Archipiélago busca el contacto directo con la naturaleza y el medio que le rodea, interesándose por aspectos como la gastronomía, la cultura y la tradición, algo que los alojamientos en el medio rural tienen que ofertar junto con las casas».

El sistema de calidad que se persigue para los alojamientos rurales tendrá que pasar no sólo por que el alojamiento cuente con unas determinadas características en cuanto a su ubicación, decoración o equipamiento, sino que los usuarios de esta modalidad entren en contacto con el medio rural a través de la oferta complementaria (ocio y tradiciones) y la relación con los habitantes del entorno.

El Día Digital